Mi Crónica de Lunes Santo

Después de una noche agitada con mi artículo por como iba la Virgen de la Amargura, vamos con mi crónica de la procesión de ayer.

A nivel organizativo fue mucho mejor que la del Domingo de Ramos. No obstante, sigue yendo demasiado lenta y con eternas paradas que desesperan al público. Sé que ayer hubo un percance que requirió que esta se detuviera en una ocasión más tiempo de lo normal, pero este "mal" se repite de forma continuada todos los días.

El resto de la procesión no tiene demasiada historia, pues casi todos los tercios ya los hemos visto el Domingo de Ramos y ya está hablado.

En cuanto a la música, pues como el Domingo, de lo mejor de la procesión.

En cuanto al paso de Cristo Rey, la verdad es que iba espectacular. Bien de flor (aunque sigo abogando por el rojo y el morado para los pasos de Cristo), iba bien de iluminación e iba bien portado.

En cuanto al paso de la Virgen, creo que ya lo he dicho todo en mi anterior artículo. Pero quisiera comentar algunas cosas. Primero que de algo sirvió, pues esta fue retocada antes de salir e iba algo mejor que cuando me enviaron dicha instantánea que compartía con vosotros (por cierto, esa foto la recibí ayer mas de 120 veces).

Creo que algunos no han entendido mi critica de ayer, especialmente el vestidor. El que vaya bien vestida una imagen es muy importante, pero lo quise transmitir ayer no era el que fuera mejor o peor vestida, sino el cambio tan radical al que fue sometida la imagen en cuanto a vestimenta se refiere. Los vestidores y la gente que está en Semana Santa deben tener cierto cuidado con ciertas cosas. Las imágenes son un foco de sentimientos hacia la gente, hacia los cofrades, y muchas veces hay que ir con pies de plomo para no herirlos. Mi critica de ayer se centró en el cambio radical que experimentó la imagen. No es de recibo que de un año para otro se cambie radicalmente su forma de vestir, sus colores, etc. Con este cambio lo único que estás haciendo es variar la identidad de la imagen. Eso amigo mío, es SAGRADO. Y lo hizo, pues mucha gente cuando vio la foto me preguntaba si era una imagen nueva.

Ha sido mucha la gente que se ha puesto en contacto conmigo para mostrar su malestar. Prueba de ello las 120 veces que me han enviado la foto. Ayer por la tarde me han dicho de todo. Que si no la cambian no salimos. Que si vamos a quejarnos a la Comisaria, Que si hay que expulsar al vestidor. Que si... O de sempre. Bla, bla bla. Yo sabía que eso era una pataleta nada más y que luego todo se olvidaría, como siempre. Algo tan típico en el Ferrol Cofrade. Quizás por mostrar a veces cierta desidia ante lo que no consideramos correcto o justo, es por lo que está la Cofradía de Dolores desde hace siete años con Comisario. Mucho se dice y luego nada se hace. En resumir. Todo el mundo puso el grito en el cielo. Todo el mundo que si tienes que poner, que si tienes que decir, que si... Al final, todos se arrugan y el rapapolvo para el mensajero, como siempre. Menos mal que al mensajero le importa un pepino cargar con la culpa. Acostumbrado estoy.

Al vestidor con todo el respeto del mundo simplemente le pido que tenga humildad, o que la demuestre si cabe. No se puede ir de un año para otro cambiando a las imágenes a su antojo como si fueran el mantel de la mesa de su casa. Estas tienen ya su sello de identidad. Se les puede hacer cambios, claro que sí, pero con sutileza y poco a poco. A veces es mejor hablar con la gente y pedir opiniones y no lanzarse a la piscina. No dudo que lo haces con las mejores intenciones, pero a veces nos equivocamos. TODOS. Y por cierto, no te enfades cuando critique tu trabajo como vestidor. Más que nada porque cuando te aplaudo, no dices nada. Pero reflexiona. Has utilizado la misma tela para la túnica del Nazareno el año pasado, la Magdalena de la Orden Tercera el otro día, y ahora el manto de la Amargura. Evidentemente en diferentes tonalidades. No es de recibo. Y otra cosa te diré. Se ha gastado muchísimo dinero en vestir a la Amargura en los últimos años. Tampoco es de recibo el despilfarro. Y por cierto, las presidencias son para las Autoridades.

En cuanto al paso en sí, la verdad es que me gustó bastante. Ayer pedía en mi crónica que se cerraran proyectos abiertos y ayer vi que se va por ese camino, al menos en ese paso. Ayer pudimos ver por fin la Gloria en el interior del paso. Cosa que celebro, pues además han acertado con la misma. También he observado que han cambiado el escudo de la Cofradía de Ciudad Real del frontal del palio, por el nuestro. Eso sí, me hubiera gustado que fuera algo más grande. Estaría bien que el escudo que han retirado no lo tiren y se coloque en algún sitio del palio. Por ejemplo en la parte de atrás del palio, o escondido en algún sitio, como recuerdo. Como se hace en otras Hermandades. A veces es bueno mantener la historia presente para luego saber trazar nuestro futuro. Ahora espero que el siguiente trabajo sea el de completar el paso, pues este no deja de ser un simple respiradero. Y algo muy importante y que no cuesta mucho. Completar las bambalinas.

Para terminar con el paso de la Virgen. Sigo echando de menos una banda de música detrás. En cuanto a la flor, no iba mal (pero si fuera blanco o rosa como corresponde a pasos de Virgen iría mejor).